Mercado medieval de Vic

Catalunya - Esp. - Comentarios -

Uno de los grandes eventos que celebra cada año la ciudad de VIc es el Mercado Medieval, este es uno de los mercados medievales más antiguos y concurridos de Catalunya.


Antes de empezar queremos deciros que nos hace mucha ilusión compartir con nuestros lectores, uno de los eventos más importes que se celebra cada año en la ciudad de Vic, desde hace veintidós años. Uno de los principales motivos es porque soy nativo de Vic y con Carmen llevamos más de treinta y cuatro años residiendo en esta ciudad, de la que nos sentimos muy orgullosos de ser Vigatans.

El mercado medieval, se celebra cada año durante la semana de las fiestas de la Constitución y la Inmaculada, en la que según el calendario y los puentes que se producen, dura más o menos días. Este año ha sido un mercado de muchos días ya que ha durado cinco días, del 6 al 10 de diciembre. En el que prácticamente cada día se han llenado las calles de la ciudad de visitantes y con muchos problemas en las carreteras de acceso a la ciudad, produciendo colas kilométricas de coches.

Según las estadísticas de la organización, este año hemos recibido más de 350.000 visitantes, provenientes una gran mayoría del área metropolitana de Barcelona, también de otras áreas de Gerona, Lérida, Tarragona y de otras provincias del estado español. También se han encontrado visitantes que procedían de otros países europeos, que venían expresamente a visitar este mercado.

El mercado medieval cada año va ampliando su zona de ocupación, este año yo diría que ocupaba más del 50 % del centro de la ciudad, con unos trescientos cincuenta expositores, que estaban repartidos por todas las plazas y calles del centro histórico. Los expositores provienen una mayoría de Catalunya, pero también hay muchos que provienen del resto del estado español y del sud de Francia.

 Oferta comercial y animación medieval 

Mercado medieval Vic – 2145

Restaurante medieval – 8019

Mercado medieval Vic – 8028

Como cada año los visitantes se pueden deleitar con una gran oferta comercial de todo tipo de productos: muchos son comestibles, como quesos, embutidos, panadería, pastelería, conservas… y otros de artesanía, como decoración, complementos de ropa, hierbas medicinales… Todos los comerciantes van disfrazados con vestimentas medievales y presentan sus productos dentro de una ambientación medieval.

Para reponer las fuerzas de los visitantes, existen diferentes tabernas medievales en las que la organización les dispone de zonas preparadas para que los visitantes puedan comer las múltiples ofertas de bebidas, bocadillos, embutidos, butifarras, platos medievales preparados…, con mesas y sillas, disponiendo muy cerca de servicios de WC. Las plazas y calles están amenizadas por grupos de músicos, actores y bailarines que recorren las calles y plazas del mercado exhibiendo su arte medieval, haciendo el deleite de los más pequeños.

 Acampada medieval 

Campamento medieval – 2071

Campamento medieval – 8003

Campamento medieval – 2072

Este es el segundo año en el que se organiza una zona de acampada medieval, en el puente romano de Queralt y las antiguas adoberías del rio Meder, en la que unos cuarenta actores muestran sus habilidades guerreras, como el tiro con arco, entrenamientos de lucha de espadas… y también muestran diferentes aspectos de la vida cotidiana en aquella época, como una cocina que preparaba recetas medievales, una zona de telares de lana de oveja… Para recrear la acampada se instalaron 10 tiendas medievales donde vivían los propios actores durante los 5 días del mercado medieval.

El sábado y domingo, los actores acampados realizaron varias representaciones especiales, tales como una batalla medieval, entre paganos y cristianos; un campeonato de lucha, para descubrir cuál era mejor luchador medieval; también una competición de tiro con arco y terminando con un casamiento medieval entre una doncella vikinga y un noble.

 Demostración de oficios medievales 

Calígrafo – 7997-Editar-2

Forjador – 8013

Cestero

En la zona de las antiguas adoberías del rio Meder, también se encontraban varios artesanos que ataviados con vestimentas medievales hacían demostraciones de sus oficios artesanales. Pudimos ver un herrero, que con su forja realizaba herraduras para los caballos, clavos, herramientas para los campesinos…; un carpintero que cortaba madera para realizar crucifijos y tallas de santos; un rotulador de pergaminos y libros medievales; un tejedor de cestas de mimbre; un ceramista que con barro realizaba jarras, vasos y platos… y otros artesanos que mostraban sus oficios artesanales.

 Zona lúdica medieval para niños 

Plaça dels Màrtis – 2121

Titiriteros – 2083

Paseo con burros – 2090

La Plaça dels Màrtis de Vic, estuvo predestinada a concentrar las actividades lúdicas de los visitantes infantiles. En ella, cada día diversas compañías de titiriteros y narradores de cuentos presentan variadas funciones para los niños. En el centro de la plaza se instaló un parque de atracciones medieval con caballitos y una barca de madera grande de estilo medieval, movida por acción motriz. También los niños tenían a su disposición, unos ocho o diez burros para realizar paseos por la plaza y una zona del mercado.

La plaza estaba siempre amenizada por voluntarios medievales que organizaba actividades como juegos, pasatiempos y talleres donde los niños podían experimentar con disfraces y maquillaje.

También decir, que en esta plaza se presento una muestra de aves rapaces: buitres, águilas, búhos, lechuzas…

 Recorrido teatral: L'Assalt de l'Altarriba  

L’Assalt de l’Altarriba – 2168

L’Assalt de l’Altarriba – 2196

L’Assalt de l’Altarriba – 2208

Una obra de teatro, sobre una historia de amor, una traición y sangre; en el que se realiza cada acto en diferentes escenarios del casco histórico, en casas señoriales y rincones emblemáticos llenos de historia de la ciudad de Vic.

La obra tiene ocho actos, en los que cada acto se represento: 1º en el Patio de la Creu de l’Antic Hospital de la Santa Creu, el 2º en el Claustre de la Casa de Convalècencia, el 3º en L’Orfeó Vigatà, el 4º en las Places de Malla i Montrodon, el 5º en L’Església i el Claustre de l’Escorial, el 6º en la Casa Prat, el 7º en la Casa Bojons i el 8º en el Temple Roma. Cada acto si querías verlo debías abonar 1 €. La obra con todo el recorrido que hace y la parada del medio día, dura toda una jornada. Se representó todos los días del mercado medieval, lo que permitía que si te perdías un acto podías ir al día siguiente a verlo.

La historia es muy amena, se basa en un hecho histórico que ocurrió en el año 1464 entre la rivalidad entre nobles y señores, después de la guerra civil catalana. El señor Altarriba, al no estar de acuerdo con las capitulaciones concedidas a la ciudad de Vic acordadas por Joan II, decide asaltar la ciudad. La obra revive los diferentes episodios sucedidos en aquellos hechos, terminando en una batalla campal. Al final de la obra se hace una profesión de celebración por las calles del casco antiguo de Vic, terminando la obra en el Temple Roma, con bailes y una gran celebración de la victoria.

Aunque mi opinión no puede ser muy neutral, quiero decir que después de visitar los cincos días el mercado medieval y realizar una enorme cantidad de fotografías, cosa que no hacía desde hace años. Reconozco que realmente es un evento muy importante, ya que seguramente es el más grande que se realiza en Catalunya de estas características y que está muy bien organizado por nuestro consistorio. Para los que no lo conozcan, les recomiendo su visita el próximo año, se lo van a pasar muy bien. Todo y que, somos unos de los residentes de la ciudad que cada año sufrimos los inconvenientes que acarrea la gran invasión de visitantes que tenemos en nuestras calles y lo difícil que es circular por los accesos a Vic.

Compartir 
Ver anterior Ver siguiente